Como Mantener la Calma con la Crisis COVID-19

Evite la sobrecarga informativa

Debemos estar informados, sí. Pero no nos obsesionemos. Un modo de reducir el impacto es evitar estar expuestos las 24 horas del día a las noticias.

Racionalizar pensamientos negativos

Tener miedo es lógico y esperable. El miedo debe ser un mecanismo que nos permita tomar medidas útiles para la acción. Es importante controlar esos pensamientos negativos que movilizan y aumentan el pánico.

Mantener una rutina diaria

Cada día cuando nos levantemos es recomendable marcarnos una meta y seguir nuestra rutina para mantenernos físicamente saludes también (leer un libro, hacer algo nuevo con la pareja o con los hijos, hacer limpieza en casa, escribir, pintar, hacer ejercicio, tomar agua, mantener higiene personal, etc.).

Compartir emociones para vivir mejor

No se trata de intensificar el miedo, sino de manejarlo entre todos, de crear espacios donde nutrirnos de esperanza, energías y confort emocional.

Mantener en contacto con los nuestros

Ahora más que nunca las video-llamadas son nuestro sustento cotidiano. Hagamos uso de ellas y mantengamos la esperanza

Aceptar lo que puede y no puede controlar

Hay que aceptar que no tenemos control sobre la crisis COVID-19. Lo que si podemos controlar son nuestras emociones, comportamientos y reacciones a la crisis presente.

Cuidar su cuerpo

Respire profundamente, estírese o medite. Trate de comer alimentos saludables y comidas bien balanceadas, hacer ejercicio con regularidad, dormir lo suficiente, y evitar el alcohol y las drogas.

Buscar ayuda

Si usted o alguien a quien usted quiere se sienten abrumados con emociones como tristeza, depresión o ansiedad, o sienten que quieren hacerse daño a sí mismos o a los demás, busque ayuda de un profesional inmediatamente.

Para más información o Línea de Ayuda las 24 horas, llame al (407) 518-5835 o para los Programas Intensivos Ambulatorios o Hospitalización Parcial, llame al (407) 518-1143.